Blogia
dayafterday

De dos en dos

De dos en dos Y no, no seré más un esclavo de mi indiferencia y de mi desidia ante todo lo que me rodea.

Seré fuerte, pues es la fuerza lo que me falta para volver a ser yo, para no ser un ente absurdo y nimético en mi propia vida, para volver a ser el yo que aún vive dentro de mí y que no ha podido irse demasiado lejos, para pararme y decir otra vez: "Sí, esta vez si, aquí estoy y estoy vivo...", algo en lo que no he pensado desde hace bastante tiempo...

Mi serotonina parece cansada de estar dentro de mí y mis neuronas o lo que sea que las fabrica parece una vieja industria agotada de su producción. Me levanto a veces con sólo ganas de acostarme, cualquier mínimo esfuerzo a veces significa pasar tres o cuatro abismos para mí, y el mero hecho de pensar en un futuro inmediato me da pereza y me hace irme a la cama, la cual lleva deshecha unos cuantos días.

Supongo que todo esto no puede durar mucho tiempo, supongo que todo irá a mejor, quizá porque mucho peor no puede (NO DEBE) irme todo esto, pero al menos se que tengo algo de esperanza en esto, que por mi cerebro volverán a correr cientos de rios de serotonina y que el mero hecho de irme al naranco a tomarme unas sidras por ahí con la chica que me gusta volverá a producirme buenas sensaciones en vez de la puta ansiedad que me embarga ante cualquier hecho que me pueda hacer ganador-perdedor.

Absurda vida disyuntiva...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres